Español   Inglés  
Blog
Escribir un artículo 
Cargando
Cargando

0 comentarios

Buscar
más 
Cargando

Los más visitados

Los más votados

últimas fichas

Opinión

En el final: Mirarse el ombligo

Leo Garcia ✐ O de cómo nos sentimos muy desgraciados y descubrimos que hay otros que tienen muchos más motivos para serlo y sin embargo son felices.

Hola amigos, se terminó. Ahora que ha finalizado de manera definitiva me apetece recomendar The Leftovers. Una serie extraña, en el tono y en el contenido. De un instante a otro millones de personas desaparecen de la faz de la Tierra. Sin explicación. La cosa va de cómo la gente afronta la sorprendente pérdida de sus seres queridos, sus consecuencias psicológicas y sociales, el surgimiento de sectas apocalípticas y la adaptación a un mundo en el que parece que ya no hay reglas. Muy recomendable para estómagos acostumbrados a digerir dramones importantes. Conmovedora y cruel, contagia al espectador el desconsuelo de los protagonistas y nos instala en un estado anímico dominado por el pesar y la incertidumbre. Por cierto que a este desasosiego contribuye la emotiva música de Max Richter.

No es una ficción televisiva al uso. Para empezar, sus creadores no tenían ninguna intención de prolongar el guión más allá de lo estrictamente necesario para contar lo que querían contar y cómo lo querían contar. De hecho, la segunda temporada se emitió en 2015 y nos temíamos que íbamos a quedarnos con las ganas de conocer el desenlace de la historia, pues parecía que no había presupuesto para más capítulos. Finalmente se rodaron 8 episodios más, que han completado una tercera temporada cuya emisión finalizó este lunes.

Pero si os animáis a verla os recuerdo que The Leftovers no es una serie cómoda de contemplar, está cargada de metáforas y reflexiones significativas sobre la condición humana, tiene muchas aristas y tonalidades aunque, a mi juicio, en algunos capítulos de la tercera temporada abusa de un humor surrealista que me desconcierta, adoptado quizás, para conceder un respiro al espectador y atenuar los efectos de ese clima de desconsuelo que envuelve la historia.

El cierre ha sido magnífico, descifrando de manera sutil y sencilla a la vez, el núcleo central de la trama, mediante una narración en primera persona y sin grandes alharacas ni aparatosos efectos visuales, pero siempre impulsándonos a ese tobogán de emociones que nos arroja a una especie de catarsis colectiva y liberadora.

Cargando
Votar el artículo   8 ▲   0 ▼   
1 comentario

comentario 1
por  Gaizka sinozzuke

Mira, voy a seguir tu consejo. El problema que tenía con The Leftovers era precisamente su guionista-creador, Damon Lindelof: Lost me pareció una temporada 6 de mierda, Prometheus me pareció una cagada inmensa en guión que el metió mano y cambió, Guerra Mundial Z no tiene nada que ver con el libro... Así que tenía mis reparos. Me importan los guiones consistentes y a veces no se si por su culpa o por la del director o productor, los productos resultantes me han parecido una basura incongruente. Después de el análisis que te has currao, merece la pena darle la oportunidad a ver qué nos cuenta. ¡Gracias por el artículo!

Mié, 07 Jun 2017 12:54
Version 1.2 © 2010 Hernán Casciari | 99 usuarios en ESPOILER TV | Reportar error